viernes, 29 de noviembre de 2013

UNA HOGUERA

 Este amor
es una hoguera poderosa,
arde desde la misma
entraña de la tierra, fluye
con incandescencia magmática
y con ignición de estrella
flamea la llama en su núcleo.

Es pira donde abrasar pieles
de mielenrama ungidas, donde
fundir caricias en crisol de abrazos
y pervertir los besos
en las concavidades y en las curvaturas.

Es sed de tu boca yuxtapuesta
a la mía, del fulgor esmeraldino
de tu mirada clavada en el cenit
de mi pupila, y del rocío calimoso
que humecte la sal de mis ingles.

Este amor es una hoguera poderosa,
lumbre inextinguible mientras
los hados no menoscaben su enjundia.

Mayte Dalianegra

Pintura: “La expulsión de Adán y Eva del jardín del Paraíso”, Alexandre Cabanel (1823 – 1889)
Safe Creative #1202281214599

martes, 26 de noviembre de 2013

A VECES QUISIERA

A veces 
quisiera no quererte tanto,
ni morir como el sol cuando llega
el ocaso
al cerrar la cancela del jardín prohibido.

Quisiera también
ser como las flechas veloces y audaces
que lanza Cupido,
y llegar tan presta a beber tu boca
como llega el día tras la oscura noche.

A veces quisiera no quererte
¡tanto!
pero nace en mí el oculto deseo
de ser satélite 
orbitándote.

Quisiera, a veces, olvidar tus rasgos,
cegar el espejo donde veo tus ojos.
Mas ya no hay remedio,
por más que implore a dioses y a santos.

Mayte Dalianegra

Pintura: “Tristán e Isolda” (1912), John McKirdy Duncan

Safe Creative #1202281214599

lunes, 25 de noviembre de 2013

COMO MERCURIO

Te enamoraste,
y no te percataste
de su capacidad cerebral,
ni de la hermosura de sus rasgos,
ni de la armonía de sus músculos,
ni tan siquiera de la bondad
que de su corazón dimanaba.

El amor no es un agrimensor,
es solamente
—como Mercurio—
el mensajero de los dioses.

Mayte Dalianegra

Pintura: "El juicio de Paris" (1639), Peter Paul Rubens. Museo del Prado, Madrid
Safe Creative #1202281214599

martes, 12 de noviembre de 2013

SIN PERDÓN

Los días no perdonan
el sutil terciopelo de las rosas,
y ni auxiliarlas puede
la húmeda caricia del rocío.

Así los años
tampoco perdonan
la tersura en nuestras pieles,
y nos marchitamos
—como las rosas—
y nos hacemos falibles
ante el incesante flujo del segundero.

Camina con nosotros
el sosias que vemos reflejado
en el espejo,
se nos parece tanto…
y en tanto se nos diferencia…
una sombra es de lo que ayer fuimos.

Caminan nuestros pies
sin atisbar su rumbo,
siguiendo los sinuosos trazados
de un destino que se bosqueja
a cada paso,
y que ninguna sibila descifra.

Caminamos descalzos
y desnudos,
despojados de tutelas
—al desamparo de tifones y tormentas—,
sin hallar nunca el perdón a nuestros errores,
y sin que nuestros errores jamás nos perdonen.

Mayte Dalianegra

Pintura de Manuel Núñez
Safe Creative #1202281214599

jueves, 7 de noviembre de 2013

MIENTRAS DUERMES

Mientras duermes,
sumergido entre brumas,
el veloz cometa del deseo
te cruza las órbitas,
cautivas bajo esa clausura de luces
y realidades
que la penumbra provoca.

Mil y una tentaciones
asaltan tus ojos marinos,
mil y una fantasías de faunos,
centauros, ninfas, lamias
y otras criaturas de libido generosa.

Mientras duermes,
esas mariposas que sientes aletear
dentro del estómago
cuando estás conmigo,
se nutren de raíces de mandrágora
hasta sucumbir a la narcosis.

Ellas no pueden elegir,
tú tampoco,
te has convertido en un esclavo,
y tus sueños imponen
su dominio incorpóreo.

Mayte Dalianegra

Pintura:”Sueño de amor”, Alberto Pancorbo
Safe Creative #1202281214599